23 de Octubre de 2017

A+ A A-

LA NUEVA ERA DEL LIDERAZGO

Valora este artículo
(2 votos)

Cuando hablamos en general de los estados de ánimo y las emociones las asociamos a los asuntos de corazón.

Como dice Blaise Pascal: "El corazón tiene sus razones que la razón desconoce". Él nos advierte la importancia de la emocionalidad para comprender la acción humana, nos dice que debemos prestar mayor atención y cuidado a nuestra vida emocional, a pesar de que nos han educado en la arbitrariedad de privilegiar ante todo lo racional y esconder las emociones.

_Para entender el Liderazgo lo primero que debemos aprender es a saber escuchar y detectar los estados de ánimo. En general en las organizaciones o instituciones los estados de ánimo son de resignación con respecto a los nuevos futuros que se pueden construir para mejorar la eficiencia y la calidad de vida de los integrantes de la organización. Las confianzas están deterioradas y lo que produce es un estado de ánimo de resentimiento.

_Aprender a transformarlos y orquestarlos son fundamentales: ¿Por qué?
 
_Los estados de ánimo son los que producen el espacio de lo posible o no posible antes de que se hable de ello.

_Es decir que el estado de ánimo es anterior al lenguaje hablado. Podemos citar como ejemplo a los músicos que saben capturar los estados de ánimo de las personas con una buena música. Una buena película sabe cautivar una bondadosa música.

_Como dice el reconocido biólogo chileno Humberto Maturana sobre las emociones: "Lo que distinguimos cuando hablamos de emociones es el dominio de acciones en que el organismo observado se mueve. De aquí que yo diga que las emociones corresponden a disposiciones corporales que especifican el dominio de acciones en que se mueve un organismo. También digo que las distintas acciones humanas quedan definidas por la emoción que las sustenta y que todo lo que hacemos lo hacemos desde una emoción".

_Cuando hablamos de la vida emocional, de la emocionalidad, podemos hacer la distinción entre estado de ánimo y las emociones, es una distinción muy sutil porque en algunos casos es difícil separar las unas de las otras.

_Cada vez que experimentamos una interrupción en el fluir de la vida se producen emociones, por ejemplo: alegría, tristeza, frustración, apatía, enojo, y otros.

_Nuestras emociones son determinantes básicas de lo que podemos o no lograr en los diferentes dominios de nuestras vidas, trabajo, relaciones, sociales, aprendizaje, y otros.

_Hay cuatro estados de ánimo básicos estrechamente relacionados entre sí y que consideramos importantes en la vida de los seres humanos y estos son: Los estados de ánimo del resentimiento, de la aceptación o la paz, de la resignación y de la ambición.

_La pregunta es: como transformar los estados de ánimo negativos?

_Una de las distinciones ontológicas que aprendí con respecto a la importancia de los estados de ánimo fue a comprometerme más allá de mis estados de ánimo, lo que significa hacerme cargo de transformar mis estados de ánimo cuando ellos me poseen, como la resignación o el resentimiento, que son los que colorean el mundo de lo no posible. Esto implica un profundo compromiso con la toma de acciones independientemente de mis estados de ánimo.

_Aprender a liderar los estados de ánimo en definitiva implica comprometerse en generar acciones para ser protagonista y responsable en lugar de ser víctimas de una situación. En situaciones de frustración, que pueden conducir al enojo o al abandono, puedo elegir transformar esos estados de ánimo en acciones más productivas. Puedo comenzar por aceptar la existencia de distintos puntos de vista, ofrecer la posibilidad de que los míos sean escuchados y escuchar los ajenos, aprender a pedir disculpas y a disculpar, pedir ayuda para encontrar soluciones en conjunto. El ser auténticos nos brinda la posibilidad de cultivar la fortaleza emocional necesaria para superar lo que nos limita. El objetivo siempre debe ser llegar acuerdos satisfactorios para todos y recrear la confianza entre las partes.

_La comunicación efectiva tiene que ver con saber ganar confianza y seducir a los otros para que las cosas que no están ocurriendo puedan suceder. Hacer las cosas de la misma manera no producirá resultados nuevos. Para obtener resultados nuevos debemos comprometernos con cambiar nuestras acciones.

_Como dice el Dr. Fernando Flores: “El ser humano en su esencia es emocional y conversacional, lo fundamental del afecto y la confianza es que deben ser genuinos, con las emociones que sí son calculadas vamos a tener problemas, las emociones que interesan son las genuinas. Por eso no hablo de inteligencia emocional y sí de emociones genuinas.”

•El estado de ambición es uno de mis preferidos porque nos predispone a una emocionalidad de posibilidad vislumbrando un futuro próspero, y nos estimula a accionar y habitar en un nuevo espacio de posibilidades.

Como dice Albert Einstein: Comienza a manifestarse la madurez cuando sentimos que nuestra preocupación es mayor por los demás que por nosotros mismos. Cultivar las buenas costumbres y tradiciones que elevan nuestro espíritu para mejorar nuestra convivencia en la aceptación y el amor con los otros¨.

ana@opulenceproducciones.com

Comentario en Facebook

Copyright 2012 © - Todos los derechos Reservados | Design by ideas2.com.ar