Edición Nº: | | Dolar: 167,81 176,81

Diez medidas para recuperar a las PYMES argentinas

Las PYMES no crecen y no se desarrollan en Argentina. Se inmortalizan en la decadencia de fundirse y volver a intentarlo.

Hasta que se cansan y ya no pueden. Se les promete en campaña y se les incumple en la gestión.

Se les plantean proyecto que no solo nunca llegan a recinto sino que se sancionan los que las perjudican.

Cada vez son menos las medianas empresas, cada vez menos la pequeñas y muchas las micro que intentan sin poder llegar a ser pequeñas y medianas.

El Estado está ahí presente con leyes que detienen su crecimiento

Hoy nuestro país cuenta con 129 empleos privados formales por cada 1.000 habitantes, un 9% menos que hace 4 años, y 4 de cada 10 habitantes viven en condiciones de pobreza.

Las PYMES son claves para salir de este escenario de precariedad de la economía argentina.

Desde la Confederación Argentina de la Mediana Empresa (CAME) proponen varios lineamientos para darle protagonismo a las PYMES en Argentina:

1_ Un programa macroeconómico que promueva el crecimiento sostenible y el desarrollo de la producción.

Para las PYMES es fundamental asegurar un crecimiento estable, un programa macro que promueva el desarrollo debería reorientar todos sus elementos (política de ingresos, política fiscal, política tributaria, política monetaria, entre otras) hacia el objetivo de crear oportunidades y condiciones que potencien las capacidades productivas en general y de las PYMES en particular.

Por ejemplo, mediante la orientación del gasto público hacia obras de infraestructura que permitan acortar las brechas de competitividad entre las distintas regiones del país; el diseño de una política tributaria que aliente la formalización y la inversión; la definición de una política de ingresos y de mitigación de la inflación con foco en el crecimiento sostenido y sostenible del consumo; el diseño de una estructura de tasas de interés y una política crediticia que aliente la inversión productiva y potencien el consumo.

2_ Medidas Mercado Interno Previaje: Respecto de PREVIAJE, y dado que el sector turístico y gastronómico sigue todavía con niveles de actividad sensiblemente por debajo de los niveles previos a la irrupción de la pandemia, podría pensarse en la posibilidad de sostener el programa más allá de los períodos estivales, al menos hasta que el sector logre retomar un ritmo de actividad acorde con el que exhibe la actividad general.

3_ Demanda Bienes del Estado: La demanda de bienes y servicios del Estado representa también un mercado con mucho potencial para las PYMES, dado que en el ámbito nacional se cuenta con instrumentos normativos para otorgar preferencia a la producción nacional en las licitaciones, con particular énfasis en las PYMES.

NOTAS RELACIONADAS:

  1. Mantener un auto aumentó 74 por ciento en un año
  2. Siete tendencias de social media que necesitás conocer

En este sentido, debería trabajarse de manera conjunta entre todas las partes para promover el acogimiento de las provincias al régimen nacional; en la generación de instancias de capacitación para las PYMES sobre los requisitos y procedimientos que se deben cumplir para ser proveedor del Estado; y en lograr que el Estado dé una mayor difusión a sus programas anuales de compras y que pueda identificar fácilmente potenciales proveedores PYME para atender sus necesidades de compra.

4_ Política Crediticia Exportadora: Una política crediticia más agresiva de prefinanciación de exportaciones para PYMES con capilaridad regional, como así también brindarles capacitación y asistencia para la llegada a nuevos mercados internacionales.

5_ Derechos de Exportación: Eximir a las PYMES del pago de derechos de exportación, generalizando los beneficios previstos en el Régimen Exporta Simple, o mejorar el esquema de reintegros con beneficios computables a cuenta de cualquier impuesto nacional.

6_ Turismo Nacional Receptivo: Un programa de promoción para el turismo internacional receptivo, que permita entre otras cuestiones generalizar la vigencia de la actual devolución del IVA a turistas extranjeros por los gastos realizados en concepto de hospedaje y desayuno de prestadores responsables inscriptos a gastos realizados también bajo otros conceptos (por ejemplo, aquellos prestados por agencias especializados) y en unidades económicas con otras figuras fiscales.

7_ Implementación de una cuenta única tributaria para PYMES: para simplificar los costos económicos y administrativos de la tributación, sería deseable que las PYMES puedan contar con un instrumento de cuenta corriente única ante el fisco que les permita consolidar y compensar las deudas y créditos que poseen en concepto de impuestos y bonos fiscales (que, en general, tienden a estar diseñados para poder imputarse sólo a determinados conceptos). En una segunda etapa, sería óptimo que en la misma se incluyan además las obligaciones y créditos a favor con los estados provinciales.

8_ Profundización del esquema diferencial de contribuciones patronales para PYMES: las últimas modificaciones introducidas al esquema de aportes patronales implican en la práctica la presencia de alícuotas diferenciales en función del tamaño y la localización de las empresas, que beneficia a las empresas más pequeñas en general como forma de compensar los mayores costos relativos de la formalización, y particularmente a aquellas radicadas en las zonas más alejadas del principal centro de consumo y distribución (como compensación adicional por los mayores costos logísticos).

Compartiendo este espíritu, se propone profundizar los beneficios del esquema mediante la reintroducción del ajuste por inflación o por la evolución de los salarios del mínimo no imponible a las contribuciones patronales; elevar el actual mínimo no imponible por empresa de $10.000 y extender el tamaño de empresas que puede usufructuarlo (hoy rige sólo para aquellas de hasta 25 ocupados, sería deseable extenderlo a 40), previendo su actualización periódica.

Asimismo, aplicar, para la totalidad de las empresas de hasta 40 empleados un programa de beneficios similar al vigente para el Norte Grande, con beneficios decrecientes cuanto mayor sea el tamaño de la empresa; profundizar el esquema de beneficios regionales (puntos de contribuciones a pagar a cuenta del pago de IVA en función de localización de la empresa) de forma tal que puedan ser usufructuados por todas las empresas potencialmente beneficiadas, por ejemplo mediante la posibilidad de aplicar el beneficio al pago de otros impuestos.

9_ Tasa Interés PYMES: Profundizar el apoyo presupuestario a los distintos instrumentos disponibles en materia de aportes no reembolsables y líneas de financiamiento a tasa subsidiada para inversión productiva

10_ Creación de un programa de apoyo a las inversiones en PYMES: que, entre otras posibles herramientas, prevea la implementación del régimen de amortización acelerada y la reintroducción con ciertas mejoras de los beneficios fiscales por el desarrollo de inversiones que preveía la Ley PYME sancionada en 2016 (cómputo del 10% de la inversión como pago a cuenta del impuesto a las Ganancias y conversión del IVA de las inversiones en un bono de crédito fiscal).

 

Damián Di Pace es analista económico, autor del libro "Economía Pyme" y director de la consultora Focus Market.

@DiPace4 · Twitter