Edición Nº: | | Dolar: 126,85/ 132,85

Más del 60% de los asalariados cree que perderá ante la inflación

El 64 por ciento de los trabajadores argentinos admitió que la actualización de su sueldo quedará por debajo de la inflación durante 2022, de acuerdo con una encuesta de la consultora Randstad.

Por su parte, el 29 por ciento observa que su sueldo evolucionará a la par del índice de precios y un apenas el 7% afirma que sus honorarios se actualizarán por arriba de la inflación.

Según el relevamiento privado, el 65% de los consultados espera recibir un ascenso laboral durante 2022, mientras que el 34% restante cree que su carrera profesional no presentará cambios durante el resto del año.

Un mundo de expectativas

Al consultar a los más de 800 participantes de la encuesta sobre su percepción acerca de la situación financiera de su empleador, el 78% afirma que cree que tendrá durante 2022 un mejor desempeño que en 2021.

En cuanto a la evolución económica del país, un 68 por ciento de los consultados no cree que vaya a mejorar este año.

NOTAS RELACIONADAS:

  1. Insisten con la suba del piso de Ganancias para incluir el aguinaldo
  2. La canasta alimentaria aumentó más de 20% en el primer trimestre

Sobre estos resultados, la CEO de Randstad para Argentina y Uruguay, Andrea Ávila, comentó: "después de dos años de dificultades, la reactivación empieza a ser más visible y con ella mejora la expectativa y la confianza de los trabajadores en el mercado laboral".

"Eso está impulsando una mayor rotación laboral, con índices mucho más altos que los habituales, que se potencian también por la salida de un largo período en que la rotación laboral estuvo contenida. En paralelo, la inflación sigue presionando el poder adquisitivo de los salarios y la expectativa de los trabajadores en relación a la actualización de las remuneraciones muestra esa coyuntura", puntualizó la directiva.

El Covid, la vacunación y la vuelta a las oficinas

Pasado el peor momento de la crisis sanitaria, las empresas están terminando de acomodarse a la nueva "normalidad" y están estructurando el regreso a los lugares de trabajo con esquemas "híbridos", describió el estudio.

En este sentido, el 41% de los trabajadores estima que la vacunación no influye dentro de sus condiciones laborales, al tiempo que el 37% afirma que es una condición excluyente para poder volver al formato presencia.

En una menor proporción, el 22% de la muestra sostiene que desde su empresa lo incentivaron a vacunarse contra el Covid, pero sin ser esto una obligación que condicione el regreso a la presencialidad.

El informe de Randstad también midió los niveles de ausentismo por Covid durante los últimos meses.

Al respecto: el 27% de los consultados afirmó haber tenido que ausentarse de su lugar de trabajo por haber resultado positivo durante los últimos tres meses y el 9% tuvo que hacerlo por haber sido contacto estrecho.