Edición Nº: | | Dolar: 126,85/ 132,85

Realizan la primera exportación a Japón de trucha arcoiris

El ministro de Agricultura, Ganadería y Pesca, Julián Domínguez, recibió a los directivos de las empresas argentinas Newsan Food y Salmon Trout.

Las compañías harán una inversión total de 22 millones de dólares para concretar la primera exportación a Japón de la trucha arcoiris del Proyecto de Acuicultura Sustentable.

Los envíos acordados al país asiático son el resultado directo del trabajo desarrollado en conjunto entre la cartera agropecuaria, los equipos técnicos de ambas compañías y los gobiernos de Río Negro y Neuquén, precisó el Ministerio en un comunicado.

Argentina en el mundo

En ese sentido, el ministro Julián Domínguez explicó: "Esto es la demostración de que toda producción nacional es más fuerte y sostenible si se logra con el acompañamiento del Estado".

"Al igual que la pesca, la Acuicultura comienza a marcar un camino profundo de crecimiento hacia todos los mercados del mundo, apuntando a producir más proteínas y creando más trabajo en nuestro territorio", resaltó el funcionario.

NOTAS RELACIONADAS:

  1. Vequa llegó a las góndolas de Carrefour con su propuesta ecológica
  2. Detectan un crecimiento de la producción y el consumo de vino orgánico

Por su parte, el Subsecretario de Pesca y Acuicultura, Carlos Liberman, destacó que "desde el 2020, Argentina cuenta con una Dirección Nacional de Acuicultura que lleva dos años ininterrumpidos de logros reales y crecimiento en materia de financiamiento, desarrollo y producción".

Por otro lado, el director de Newsan Food, Miguel Glikman, manifestó que "las condiciones naturales de Argentina para este tipo de cultivos representan una gran oportunidad".

Actividad exportadora

"Creemos que ésta será la primera de muchas exportaciones, contribuyendo al ingreso de divisas, al desarrollo de economías regionales y el crecimiento de una industria estratégica con especial cuidado del ecosistema", indicó.

El proyecto de cultivo de trucha arcoiris se desarrolla en la Cuenca del Limay (provincias de Neuquén y Rio Negro), en aguas certificadas por el Servicio Nacional de Sanidad y Calidad Agroalimentaria (Senasa) procurando una armonía con el medio ambiente.

Se prevé que, en sus primeros 5 años, se produzca un volumen de 13 mil toneladas que se destinarán a las exportaciones y el mercado interno, lo que permitirá a nuestro país sustituir importaciones provenientes desde Chile.

Además, se estima la creación de 250 nuevos puestos de trabajo.