Edición Nº: | | Dolar: 134,97/ 140,97

La Bolsa tuvo una leve ganancia y se recuperaron los ADRs

Las acciones de las empresas líderes que cotizan en la Bolsa de Comercio finalizaron la rueda del viernes con un avance de 0,47 por ciento y un Merval situado en los 121.003,89 puntos.

Por su parte, el S&P BYMA Índice General terminó la jornada en 5.116.418,79 unidades, con un ascenso del 0,73%.

El volumen de negocios operados en acciones totalizó 1.888,9 millones de pesos (unos 14,2 millones de dólares), con un balance de 45 subas, 17 descensos y siete papeles sin cambios en el panel general.

Entre las líderes, las acciones que más subieron fueron las de Transportadora Gas del Norte (10,72%), Transener (8,44%) y Grupo Supervielle (5,19%).

Por otro lado, los papeles que más bajaron fueron los de Banco Macro (-1,49%), Pampa Energía (-1,37%) y Grupo Financiero Galicia (-0,6%).

Las empresas argentinas que cotizan en Wall Street cerraron alzas generalizadas, en sintonía con un mayor apetito por el riesgo en mercados emergentes.

Encabezaron las subas Grupo Supervielle (+7,7%), Transportadora de Gas del Sur (+6%); e IRSA (+5,2%).

En tanto, los títulos públicos argentinos se mantuvieron estables este viernes en sus cotizaciones en dólares. El Global 2041 avanzó un 3,8%.

Mientras que el índice de riesgo país de Argentina bajó 2,4 por ciento, a 2.398 puntos básicos.

La semana en Nueva York

Wall Street cerró este viernes en terreno mixto y su principal indicador, el Dow Jones de Industriales, subió un 0,23% tras una jornada marcada por unos datos del mercado laboral mejores de lo esperado en Estados Unidos.

Al cierre de la Bolsa de Nueva York, el Dow Jones sumó 76,65 puntos, hasta 32.803,47, mientras que el selectivo S&P 500 cedió un ligero 0,16% o 6,75 enteros, hasta 4.145,19.

En cambio, el índice compuesto del mercado Nasdaq, donde cotizan las principales tecnológicas, recortó un 0,50% o 63,02 unidades y cerró en 12.657,56.

En el conjunto de la semana, el Dow Jones baja un 0,1%, el S&P 500 sube un 0,4% y el Nasdaq progresa un notable 2,2%.

El parqué neoyorquino operó de manera irregular después de conocerse que la tasa de desempleo en EE.UU. se redujo una décima en julio, hasta el 3,5 %, y se crearon 528.000 puestos de trabajo, lo que supone un nivel previo a la pandemia.

NOTAS RELACIONADAS:

  1. El dólar blue terminó la semana debajo de los $300
  2. La Bolsa quedó en punto neutro y dejó atrás el efecto Massa

Esas cifras chocan con el argumento de que la economía está en recesión y "ponen más presión en la Fed (Reserva Federal) para que actúe agresivamente contra la inflación", según indicaron los analistas de Wells Fargo en una nota.

Por sectores, destacaron las ganancias de las empresas de energía (2,04%), coincidiendo con un ligero rebote en el precio del petróleo de Texas, que hoy se situó en 89,01 dólares el barril.

También subieron el sector financiero (0,79%) y de materiales básicos (0,36%), mientras que bajaron el de comunicaciones (-0,88%) y servicios públicos (-0,3%).

Entre las 30 cotizadas del Dow Jones, destacaron los avances de JPMorgan Chase (3,03%), Chevron (1,51%), Verizon (1,17%) y Visa (1,08%).

Las más perjudicadas del índice fueron Disney (-1,41%), Boeing (-0,91%), Cisco (-0,82%) e Intel (-0,76%).

En otros mercados, al cierre bursátil el oro bajaba a 1.790,30 dólares la onza, la rentabilidad del bono del Tesoro a 10 años retrocedía al 2,83 % y el dólar se fortalecía frente al euro, con un cambio de 1,0178.

El panorama del crudo

El precio del petróleo intermedio de Texas (WTI) subió este viernes un 0,5% y se situó en 89,01 dólares el barril, remontando así ligeramente de la tendencia a la baja de esta semana por el temor al impacto de la inflación en el crecimiento económico y la demanda del oro negro.

Al finalizar las operaciones en la Bolsa Mercantil de Nueva York (Nymex), los contratos de futuros del WTI para entrega en septiembre subieron 47 céntimos de dólares con respecto al cierre anterior.

Esta semana se aceleraron las pérdidas de petróleo después de que los datos de Estados Unidos mostraran que las reservas de crudo y gasolina aumentaron. El oro negro bajó de los 90 dólares el barril, algo que no se veía desde el inicio de la guerra en Ucrania.

Los inventarios de petróleo crudo de EE.UU. aumentaron inesperadamente la semana pasada debido a la caída de las exportaciones y la reducción de las refinerías.

Por su parte, la alianza petrolera OPEP+, que encabezan Arabia Saudí y Rusia, aumentó levemente su suministro para el mes de septiembre a 100.000 barriles diarios.

"De cara al futuro, los inversores están cada vez menos preocupados por los problemas de suministro relacionados con la guerra entre Rusia y Ucrania y, en cambio, están empezando a ver cómo se deterioran las métricas de la demanda en medio de un aumento considerable en las llamadas de recesión", destaca el presidente de la firma Seven Reports, Tom Essaye, en una nota.

Essaye, además, recalca que, con la demanda de gasolina en EE.UU. un 9% por debajo de los niveles del año pasado e incluso más baja que en el verano de 2020. "está claro que los precios por encima de 100 dólares el barril no son sostenibles".

Los contratos de futuros de gas natural para septiembre restaron 5 centavos de dólar, hasta 8,06 dólares, y los de gasolina con vencimiento el mismo mes sumaron 6 centavos, hasta 2,85 dólares el galón.

El cierre en Brasil

La Bolsa de Sao Paulo ganó un 0,55% en la sesión de este viernes para encadenar su cuarta suba consecutiva y finalizar la semana con un alza acumulada del 3,20%, a pesar de las renovadas tensiones entre China y Estados Unidos, los dos mayores socios comerciales de Brasil.

El Ibovespa, índice referencia del parqué brasileño, cerró con 106.471 puntos, en una jornada en la que consiguió desmarcarse de la inestabilidad vivida en parte de los mercados internacionales, incluido Wall Street.

El corro paulista siguió así una tendencia positiva después de avanzar casi un 4,3% la semana anterior.

En el mercado de divisas, el dólar se depreció hoy un 1,05% y acabó cotizado a 5,166 reales para la compra y la venta, en el tipo de cambio comercial brasileño.

En la semana, el billete verde perdió un 0,15% frente a la moneda brasileña, afectado por el deterioro de las relaciones entre China y EE.UU., consecuencia de la controvertida visita de la presidenta de la Cámara de Representantes estadounidense, Nancy Pelosi, a Taiwán.

Las operadores de la bolsa paulista estuvieron esta semana más pendientes de los balances trimestrales de las empresas brasileñas y de la decisión del Banco Central, que volvió a subir los tipos oficiales de interés medio punto, hasta el 13,75 % anual.

De esta forma, el Ibovespa consiguió esquivar los vaivenes en el escenario exterior y campear con las últimas bajadas de los precios internacionales de las materias primas, que hoy repuntaron levemente.

En este contexto, la minera Vale y la petrolera estatal Petrobras, los dos activos más valiosos del parqué, se anotaron un 1,3% y un 1,9%, respectivamente, siendo los títulos más negociados de la sesión.

No obstante, al frente de las ganancias en el Ibovespa se ubicaron las acciones de la petroquímica Braskem (+3,5%) y las petroleras PetroRio (+3,0%) y 3R Pretroleum (+2,8%), entre otros.

En el terreno negativo, la empresa de calzado Alpargatas encabezó las pérdidas de la jornada de este viernes, al dejarse un 13,5% en sus papeles preferentes.

El volumen negociado llegó a los 26.100 millones de reales (unos 5.050 millones de dólares), en 3.673.976 operaciones financieras, según los resultados preliminares al final de la sesión.