Edición Nº: | | Dolar: 145,01 153,01

DETRÁS DEL ÉXITO, MARCELO DE BELLIS-SOMOS PYMES

En esta ocasión, Daniel Dátola le dio bienvenida al actor y director de teatro, Marcelo de Bellis, con quien compartió una cálida y jocosa charla llena de anécdotas e historias de vida.

“Me gusta más enseñar, que actuar”, manifestó como carta de presentación el invitado de esta edición de ´Detrás del Éxito`, quien supo ser preceptor, remisero y organizador de pompas fúnebres con su tío Juan, todo antes de consagrarse como actor y como profesor de teatro.

“Aprendí más teatro ahí que en el conservatorio”, relató De Bellis, sobre sus andanzas junto a su primo en las caravanas mortuarias, actividad en la que duró solo cuatro meses porque “la pasaba mal”.

Junto a Daniel, Marcelo admitió que “a veces el personaje se come al actor”, al recordar a composiciones propias como Gorriti (Videomatch) y Dardo (Casados con Hijos). “Ese personaje explotó de causalidad, como todo lo que pasa en mi vida”, dijo sobre los tiempos de la tira de Telefé, inspirada en la serie estadounidense “Married with Children”.

También hubo tiempo para hablar sobre una producción de Sebastián Ortega que nunca arrancó: Gladiadores de Pompeya. “Cómo la cosa se venía a pique tuve que hacer un video muy ridículo para (el programa) Tendencias, donde salí en un sauna y mi tuve que tirar en una pileta”, se río.

“Ahora, en Polka, hago los personajes que quería hacer antes de entrar a Showmatch. Ellos nunca vieron un actor que se ponga tan contento (de trabajar para la productora de Adrián Suar), pero era el sueño de mi vida después de estar seis meses sin laburo y de fundirme”, confesó De Bellis sobre su actualidad.

En el segundo bloque hubo tiempo para más historias divertidas, imitaciones dudosas y la “muerte de pinturita”, todo gracias al histrionismo del entrevistado.

El actor debió pedir que lo cuiden, al hacer las voces de personajes entrañables como Larguricho, La Hormiga Atómica y Sandro, todo culpa del guionista de teatro Carlos Olivieri

De Bellis no ocultó su amor por el teatro y por sus compañeros de giras, desde actores reconocidos como “El Tano” Rodolfo Ranni, Alberto Martín y “Toti” Ciliberto a despampanantes vedettes como Virginia Gallardo, Lola Becerra, Belén Francese y Sandra Villarroel.

En ese sentido, aconsejó “no estar en pareja” en tiempo de temporada teatral.

“Yo le quito mérito artístico a lo que hago. Nunca me la creo cuando me va bien porque tengo una educación muy de perfil bajo, pese a la impronta que pueda tener. Jamás chapeo con nada porque es muy difícil pisar la cáscara de banana”, subrayó Marcelo, al dar la clave de su éxito personal.

{blip}
{/blip}